Es decir, que desde el punto de vista del proletariado, es tan absurdo pretender caracterizar socialmente una lucha por la utilización de armas, como lo sería el caracterizarla por la difusión de panfletos o por el hecho de que sus protagonistas hagan reuniones o editen periódicos. Sin embargo la confusión existe en el proletariado y juega un papel importante cada vez que el proletariado reaparece sobre la escena histórica. El rechazo proletario por el reformismo y el pacifismo, no cristalizado aún en una verdadera dirección revolucionaria, tiende a asimilar todo lo que es armado y violento a revolucionario lo que evidentemente es explotado por el reformismo (armado o no). Mientras el proletariado y su vanguardia no logren centralizar las fuerzas y desarrollar su acción, su perspectiva, su solución insurreccional a la cuestión militar, esta confusión y esta explotación son posibles.

Además, dada la heterogeneidad en las condiciones de explotación, de lucha, de toma de consciencia,... dada la enorme ruptura orgánica y teórica del proletariado con su propia historia (producida por décadas de contrarrevolución triunfante ininterrumpida), dada la acción del capital que busca atacar al proletariado y derrotarlo paquete por paquete, es evidente que en las fases de ascenso del proletariado, son minorías sumamente heterogéneas, discoordinadas y con enormes debilidades ideológicas, las que asumen, a pesar de todo, un conjunto de acciones violentas que van pautando el desarrollo y la extensión de la lucha proletaria. Frente a esto los aparatos del Estado, los grupos reformistas armados (manipulados o no) explotando la falta de centralización, de dirección y las debilidades ideológicas presentes en el seno de esas minorías para transformarlas en fuerzas de reforma del sistema, buscan, y en muchos casos logran, separar a esas minorías del proletariado imponiendo una guerra de aparato contra aparato. Ideologías típicas del militarismo como el mito de la "acción ejemplar", el culto a "la violencia en sí", la "invulnerabilidad de los conspiradores en oposición a la vulnerabilidad de las masas", constituyen un puente hacia la separación de esas minorías del proletariado, sus intereses y su lucha; lo que lleva al encuadramiento de las mismas en la guerra capitalista, en base a concepciones que son evidentemente la renuncia total y completa al programa insurreccional del proletariado: guerra popular prolongada, foquismo, etc.


TE43B : Tesis 43B